Aprendiendo el tarot

Aprendiendo el tarot

Mucha gente se ha visto influenciada por lo menos una vez en su vida, por lo que le dijo su consultor de tarot que interpreto las cartas. Pero la mayoría desconoce totalmente de que se trata el tarot y los orígenes del mismo.

Inicialmente el Tarot era, y en algún lado aun lo es, un juego de cartas en el que el que poseía la carta más alta ganaba. Cada carta posee un aspecto de la vida representado mediante una figura, la cual recibe el nombre de Arcano (cuyos significados son “misterio o explicación”). Para poder comprender el arte de la lectura del tarot es necesario entender entonces que cada carta nos podrá dar una explicación sobre nuestro futuro a medida que surjan los diferentes arcanos.
Para ello entonces comenzaremos explicando algunas de las cartas y sus significados.

Tarot el tonto


“El tonto” es la primera carta de la baraja del Tarot y representa nuevos inicios. La figura que se puede ver en la carta es un hombre joven a punto de dar un paso hacia un precipicio o acantilado. Se lo ve despreocupado y distraído. Sin embargo puede ser un tanto inocente y eso conlleva a ser algo incrédulo y párvulo. También esta iluminado por un sol, que representa la gracia divina que protege al “Tonto” y es por eso que no le importa caer por el acantilado.

Según esta carta la vida es un juego y en los juegos uno se divierte. Es así que recomienda aprender jugando, y hacer cosas nuevas en la vida. Sin importar cuantas veces caiga en el intento, el tonto siempre se alzara y continuara su camino, hasta que encuentre el equilibrio y deje de caer. El tonto es tonto, pero no tanto.

La carta del tonto indica romper con la rutina, explorar o recorrer un lugar nuevo, conocer gente nueva, vencer los miedos, cambia de aspecto, piensa diferente a como usualmente piensas.

Sin Comentarios

Deja tu comentario